En el camino a la Libertad

En Positivo

 

Hoy más que nunca las palabras tienen una gran importancia. Es por ello que debemos acostumbrarnos a hablar en positivo. De esta manera estamos quitando la negatividad de nuestros pensamientos y de nuestro ambiente.

Las palabras positivas nos hacen centrarnos en lo que sí es posible, en sentirnos bien, en una actitud. Las negativas, justo al contrario, nos dicen lo que no podemos, nos hacen sentirnos mal y generan malestar en nuestro entorno. No se trata de evitar el lado menos bueno de la vida, sino de minimizar sus efectos negativos.

Existe un sencillo truco de psicología inversa muy utilizado por políticos y publicistas. Consiste en anteponer la palabra NO a lo que en realidad son frases afirmativas. La demostración empírica más sencilla es cuando alguien te dice “no pienses en esto” y automáticamente es lo único en lo que piensas durante un buen rato.

La palabra NO no existe en nuestro subconsciente, pero sí nos provoca una reacción consciente e involuntaria. Nos lleva a adoptar una determinada actitud. Por otro lado nos crea una necesidad de desbloquear de nuestro subconsciente aquello que sigue a la palabra NO. En otro tiempo llamado tentación o anhelo por lo prohibido, esa extraña sensación podría ser precisamente de Libertad.

Por ejemplo, nos sucede con las dietas o los malos hábitos. Conscientemente nos creamos una etiqueta y nos martirizamos a cada ocasión. Así justificamos la sensación de falta de libertad, sintiéndonos identificados con otros que tienen el mismo problema. Decimos “es que estoy a dieta”, “soy ex-fumador”, “soy enfermo de”, etc. Empezamos a vivir como se supone que viven esas personas, eligiendo un camino prediseñado. Pero ¿es eso lo que realmente queremos en nuestras vidas? NO.

Por eso es muy importante pensar antes de hablar. En lugar de decir lo que no podemos o no queremos, le damos la vuelta y decimos lo que sí. Ejemplos: “No quiero tener problemas” es lo mismo que “Quiero que me salga todo perfecto”. “No puedo comer grasa” es lo mismo que “Como sano y bien”. “No me gusta el barullo de gente” es lo mismo que “Me gustan los sitios tranquilos”.

Cambiar el chip, sentirte bien con lo que te gusta y hacérselo saber a los demás. Céntrate en lo que sí puedes, analiza lo que no y déjate tranquilo. Acuérdate de sonreír, de elegir el camino con el que mejor te sientas, de ver el lado positivo de la vida. Y si puedes, echa una mano. Ayuda a otros a mirar más allá de sus problemas. Vivirás mejor.

Fashion Victim

Fashion Victim portada (2).JPG

Fashion Victim  un concepto sobradamente conocido, a veces temido o iconizado; tod@s alguna vez en nuestras vidas nos hemos sentido un poco Fashion Victim. Si lo piensas es una curiosa composición de palabars, ¿no? Fashion=Moda y Victim=Víctima…. Mmmmm ¿Moda? ¿Víctima? ¿¿Qúe?? Trataré de explicarme lo mejor posible en las próximas líneas, como siempre he hecho de forma libre y desinteresada, te invito a continuar abriendo tu mente a nuevos conceptos.

Fashion es un concepto vivo que forma parte de nuestras vidas diarias. Se habla de moda todos los días, en todos los lugares, hasta tenemos referencias que nos marcan la tendencia de moda socialmente aceptada para la vestimenta, el peinado, los complementos, la decoración de la casa, incluso los coches y por qué no los restaurantes y las comidas también se ponen de moda…. Tod@s conocemos este concepto llamado Moda, pero ¿qué implicaciones tiene la Moda en tu vida? ¿En qué te condiciona? ¿En qué te beneficia? Cada un@ tendrá sus propias respuestas para estas preguntas.

Bajo mi perspectiva, la moda es un medio de integración social de las personas en el juego de las finanzas, que tanta importancia tiene en nuestro día a día, ya que son quienes deciden desde el precio del recibo de la luz hasta el coste de los alimentos, los pisos o los salarios. Los grandes magnates de la moda deciden cada año las  tendencias a seguir y el público general las aceptamos sin más, tratando de cumplir todas las pautas para quedar totalmente integrados en la sociedad. En base a estas tendencias se mueve todo el mundo, se marcan patrones de comportamiento según el roll que debamos asumir, nos condicionan desde que consumamos tal o cual producto o que escuchemos tal música, hagamos tales actividades, tomemos vacaciones de uno u otro tipo, que comamos tal o cual comida….  es infinita la lista asociada a las famosas “Trend”. El único beneficio que obtenemos a cambio es cubrir la más básica e importante de todas tus necesidades: sentirte integrad@ en la sociedad, que nadie te mire rar@ cuando vas al trabajo o a la escuela y  que tu vida es de lo más “normal” (según la tendencia del momento, claro). La aceptación dentro del clan social es el instinto más básico desde que somos simples células y gracias a ello los grandes magnates de las finanzas son los que realmente se benefician cada día, aunque para ello es necesaria la participación de todos y cada uno de los eslabones que formamos esta CADENA DE LA MODA.

Fashion Victim NO More (4).JPG

Para hablar de las Victims voy a necesitar muuuucho blog:

  • Tú mismo como consumidor, tu propia libertad, tu entorno
  • Los operarios implicados en la fabricación, su libertad, su entorno
  • El Planeta Tierra, nuestro entorno presente y futuro
  • La sociedad, los niños, las mujeres, las enfermedades…

Ya sabes por dónde voy… deja ya de ser un Fashion Victim y evoluciona a un Fashion Re-evolution!!!!

Fashion Victim NO More (1).PNG

  

Antes de seguir avanzando en el conocimiento de mi propia feminidad, quisiera plasmar lo que he descubierto hasta ahora, a pesar de que en mi búsqueda llegue a cambiar de parecer. 

Estoy en ese punto en el que aun veo a las mujeres bajo su enfoque, pero sin perder de vista el mío propio. He pasado más de un año sin pintarme ni enjoyarme, ni tacones, etc, al descubrir que estas prácticas son medios de sumisión de la mujer, bellas cadenas para que estemos mas pendientes de estar bonitas y difuminar con los pinceles nuestra propia identidad, nuestra ancestral sabiduría, nuestra verdadera fuerza.

Sin embargo, reflexiono sobre el origen de estas costumbres, antes de que fueran atribuidas propiamente a las mujeres. Busco un sentido al uso que le damos actualmente a esta decoración del cuerpo y me sorprendo apreciando la belleza de tal colorido, en la propia naturaleza. En las aves que visten sus cuerpos con plumas de colores, en los peces, las mariposas, las flores, los árboles… Es natural que el ser humano quiera imitar tal belleza, pero sin descuidar la suya propia. Es muy importante reconocerse ante el espejo, amarse tal y como uno es. Parece una tontería, pero muchas mujeres sólo se miran al espejo para maquillarse y buscarse defectos que cubrirán con hermosas pinceladas. Eso es peligroso, porque pierdes la noción de tu propia identidad, no te reconoces ante el espejo, no te amas y eso te lleva a no estar conforme con nada.

Pienso incluso en las tribus ancestrales y los atuendos rituales para las ceremonias, para diferenciarse socialmente, como ahora. Vestirse de determinada manera para ciertas cosas, es propio de nuestra especie. Ahora vestirse de determinada manera solo para salir a la calle por el simple hecho de ser mujer, es un absurdo. Es una forma de esclavitud, de no amarse uno mismo, de la no aceptación y la negación de la felicidad, de la negación de una misma. 

Durante este año me he encontrado con el rechazo por ir con la cara lavada, sin pendientes, ni tacones. He salido de ciertos círculos y he entrado en otros. Curiosamente yo no me he sentido más identificada con ellos, pues para mí sigo siendo yo misma. Y ahora que he vuelto a decorarme, de nuevo cambian los círculos sociales, sin cambiar nada en mí, solo mi propia aceptación.

He vuelto a arreglarme, pero no como antes, no para ocultar nada, si no para decorar mi cuerpo, como los árboles, como los peces y las mariposas, en un intento de acercarme aun más a la naturaleza. Sin perder de vista quien soy y enfocando mi feminidad en otra perspectiva. Disfrutando de ser mujer, tierra, misterio, fuerza. Soy humana. 

Maribel.

Desaprender “Cuerpo”

IMG_0189

Desaprender es tomar consciencia de aquello que hacemos por el simple hecho de haberlo aprendido, independientemente de su efecto sobre nuestras vidas o las de otros. Es como un proceso de desintoxicación, en el que analizamos a fondo todo aquel pensamiento o costumbre adquirida a través del entorno, los padres, la cultura en la que naciste….

Todo lo que aprendes incide directamente en las tres formas básicas de ser: Cuerpo, Mente y Espíritu. Es por ello que primeramente debes tomar consciencia de ti mismo para eliminar de ti aquello que no eres.

“Mens Sana In Corpore Sano” (mente sana en cuerpo sano)

Tomar consciencia de tu cuerpo, observarlo, quererlo, mimarlo. El cuerpo es más que una máquina, una funda de piel y huesos. Es parte de ti.

Respirar. Llevas toda tu vida respirando, pensando que es algo que se hace sólo y que tu no tienes nada que ver en ese proceso. Es sencillo, si no respiras, te mueres ¿verdad? Cambia el chip. Dedica como mínimo 10 minutos diarios a respirar conscientemente. Inspira hasta llenar tus pulmones y tómate el mismo tiempo para soltar el aire por la boca. Observa como reacciona tu cuerpo ante el simple echo de respirar, observa tu circulación sanguínea, tus músculos. Con la práctica diaria mejora tu ritmo cardíaco, aumenta tu capacidad pulmonar y disminuye el estrés. Aprende a observar tu cuerpo. Dedica cada día un momento para ti mism@.

Corrige posturas. Al caminar lo más correcto es apoyar talón, planta, punta con la espalda recta dejando que los pies vayan por delante de la cabeza. Parece sencillo, obsérvate cuando caminas en tu ritmo diario, si utilizas calzado adecuado, donde están tus hombros o tu cabeza cuando caminas. Toma consciencia de todos los músculos y huesos que se mueven con el simple hecho de caminar, de tu respiración, de tu ritmo cardíaco. Toma conciencia de lo que haces con tu cuerpo cuando caminas y corrige lo que sea necesario.

Corrige posturas. Toma conciencia de los movimientos en los que impliques las articulaciones. Al agacharte flexiona las rodillas, sin cargar la espalda. Si estás parad@ de pie, flexiona las rodillas, sin cargar las caderas a los lados. Flexionar las rodillas tiene más relación con la salud de tu espalda y tus caderas que con todos los absurdos actos de sumisión que hayas podido aprender. Al sentarte y tumbarte mantén la espalda recta, pero no rígida. Las buenas posturas ayudan a mantener un correcto estado de las articulaciones y evitan problemas musculares y óseos.

Hidratación. Acuérdate de beber mínimo 2,5 lts de agua al día. Mejor si repartes varios vasos entre horas, preferiblemente 1/2 hora antes de cada comida. Lo ideal es tomarse un par de vasos de agua recién levantad@ en ayunas y evitar tomar más de un vaso de agua con las comidas y antes de acostarse. Somos un 90% agua, lo que hace que este elemento sea vital para el funcionamiento de tu cuerpo.

Alimentación. Lo ideal es hacer 5 comidas al día: desayuno, media mañana, almuerzo, merienda y cena. Siendo las tres primeras las que contengan un mayor aporte de calorías que gastaremos durante la actividad diaria. La merienda y la cena deben ser más ligeras, ya que por la noche no precisamos tanta energía.

Comida sana. En cada una de las 5 comidas meter fruta o verdura, preferiblemente la fruta entre horas. Reducir el consumo de carne en favor de las verduras ricas en fibras. Lo más importante es tomar verdadera conciencia de que un exceso de grasas saturadas como las que contiene la bollería industrial o las chucherías puede ser perjudicial para la salud. Esta forma de alimentación te ayudará a mantener un cuerpo saludable, evitando sobrepeso, colesterol, anemias, resfriados y otras enfermedades comunes.

Productos tóxicos. Estamos tan acostumbrados a las drogas sociales como el tabaco y el alcohol que no somos conscientes de su toxicidad. Más adelante trataremos de explicar cómo se ha utilizado las drogas a lo largo de la historia para dominar poblaciones enteras. Realmente que te aportan las drogas? Qué necesidad intentas cubrir con el cigarrillo?

Ejercicio físico. A la mayoría no nos han educado para hacer deporte. Puede que no tengas tiempo o que no te atraiga demasiado. Toma consciencia de que hacer deporte a diario es tan vital como comer. Intenta cada día buscar una excusa para mover el esqueleto. Hoy en día el deporte empieza a estar de moda y hay una amplia oferta de actividades divertidas tanto en gimnasios como en centros deportivos o incluso al aire libre.  Si te gusta algún deporte en concreto anímate a practicarlo, puede que no llegues a los Juegos Olímpicos, pero seguro que te sientes más descargad@ física y mentalmente.

Estirar. En tu actividad diaria repites la misma postura durante un tiempo prolongado y seguro que te enseñaron a que estirarse en público es de mala educación. Estirarse evita dolores, tensiones y sobrecargas, esto es de sobra conocido, por lo que no tengas vergüenza de estirarte cuando lo necesites.

Descansar. Dormir 8 horas al día, ni más ni menos y si puede ser hacer pequeñas siestas de 5 a 20 minutos. Descansar entre horas, cerrar los ojos, respirar profundamente y estirarse. Reponer fuerzas durante el día contribuye a reducir la fatiga y a llegar menos cansad@ por la noche.

Respeta tu propio cuerpo, toma conciencia de que sólo tienes éste y es para toda la vida. Ya conoces el camino, seguro que no hay nada nuevo en estas líneas. Es hora de ponerlo en práctica.

IMG_1201

Hace tanto tiempo que la humanidad vive invadida por los artificios que apenas recordamos lo que es ser human@s. Es por esto que, en mi humilde opinión, para alcanzar la humanidad de un@ mism@ es esencial dar tres pasos decisivos en la vida.

El primero será Desaprender o Desintoxicarse. Es decir, tomar conciencia de lo que eres por que lo has aprendido. Lo que te han enseñado, tus prejuicios, tus costumbres, tu forma de ver el mundo a través del cristal que hay delante de tus ojos. Muchas de estas costumbres heredadas son realmente formas de control que se han utilizado durante siglos para separarnos unos de otros, para deshumanizarnos, para olvidarnos de nosotros mismos.

Una vez que tomes conciencia de lo que no eres, será inevitable cambiar tu actitud hacia todo. Aprender a tomar conciencia del mundo en el que vives, ser responsable y respetuoso con tu naturaleza humana. Sobre todo pasarás mucho tiempo contigo mismo, aprenderás a conocerte y quizá llegarás a saber quién eres.

Por último y en consecuencia de lo desaprendido y lo aprendido, toca actuar. Pasar a la acción directa es lo más sencillo porque te sale solo, ya eres libre. Cuando eres consciente de lo que está bien y lo que no, por naturaleza actuarás en consecuencia. Es un proceso largo, porque tal y como está planteado el mundo es complejo actuar con conciencia, pero no eres la única persona que ha llegado hasta aquí. Somos muchas mentes despiertas las que buscamos el camino hacia Utopía y cada vez que caminamos junt@s es más evidente para tod@s.

Ya vivimos en la Utopía, es hora de despertar a la realidad.

Si estás dispuest@ a continuar en esta aventura, te invito a conocer en detalle estos tres procesos: Desaprender, Aprender y Actuar.

20140225-193541.jpg

Utopía es real, está en ti y a tu alrededor. La sientes cuando eres consciente de una injusticia, cuando te sientes mal por algo que has dicho o que te han hecho. Utopía es esta forma absurda de vida que llamamos realidad, es lo inalcanzable, la perfección… Tú sabes bien qué es Utopía….

Es momento de cambiar esta irrealidad, es momento de vivir como realmente soñamos. Es momento de Utopía. Esta aventura es voluntaria, no puede ser de otro modo, el camino lo conoces, es difícil y no habrá vuelta atrás. Si aún así estás dispuest@, adelante. Bienvenid@ a Utopía.

20140225-194454.jpg

En los tres próximos capítulos hallarás una serie de recomendaciones que te llevarán a ti mism@, a tu ser sin colorantes ni conservantes. Mis mejores deseos en tu camino hacia la Libertad.

20140225-150926.jpg

“La felicidad reside en la sala de espera de la felicidad.” Eduard Punset

Cuando esperas algo con ilusión, la espera en sí se convierte en un momento de felicidad. Muchas veces esa ilusión desaparece cuando recibimos lo que tanto hemos esperado. En la mayoría de los casos, cuando nos habituamos a tener o a hacer tal o cual cosa, terminamos perdiendo el interés. En el peor de los casos incluso puede llegar a convertirse en algo molesto. Por eso es muy importante recuperar la ilusión de cuando éramos niñ@s.

De pequeñ@s hasta la más mínima tontería te hace ilusión. Un niñ@ vive cada momento de su vida como si fuera único, como si nunca más se fuera a volver a repetir, y así es en realidad. Los niñ@s protestan cuando vuelven a sus casas después de jugar con sus amig@s, aunque vayan al parque todos los días. Para ellos es muy importante.

Con esto no pretendo decir que haya que evadirse de ninguna responsabilidad, sino que hay que mantener la ilusión por ciertas cosas. Un niñ@ siempre recibe a su madre con ilusión, ¿cuándo fue la última vez que te pasó a ti? Qué te hagas mayor es una cosa y que no tengas ilusión en tu vida es otra muy diferente.

Vivir cada instante de tu vida con la ilusión de un niñ@ es vivir en la antesala de la felicidad

http://m.youtube.com/watch?v=T2vP__P3q2E

Mujeres, ya basta de dejarnos dominar por trivialidades como la supuesta belleza definida por las grandes campañas publicitarias en los últimos siglos. Ser Guapa, bonita, no nos define como mujeres. Debemos entender que es una limitación, un entretenimiento diseñado para desviar nuestra atención de nuestra autentica fortaleza y poder. No serás bonita jamás, serás mucho más que eso. Bonita no es una palabra digna para definir a una mujer. Mujeres es nuestro momento, debemos recuperar el amor hacia la humanidad, hacia nuestro entorno. Debemos recuperar el camino hacia la felicidad. Ese que sólo nosotras conocemos. Hermana, amiga, madre, ayúdame a romper estas cadenas de pinturas y vestidos. Sálvame, sálvate, atrévete a ser LIBRE.

A %d blogueros les gusta esto: